Índice  general

El salario del molinero

Índice particular

           El molinero no cobraba en dinero sino en especie.

              El labrador llevaba sus costales de trigo o de cebada. En cada costal cabía una fanega. De cada fanega el molinero cogía una parte para él. A esto se le llamaba maquila.

              Sin embargo el molinero no podía maquilar lo que quisiera. Había una medida. Era el celemín. Por cada fanega el molinero cobraba (maquilaba) un celemín.

             El celemín era una medida de capacidad y no de peso. El molinero ya disponía de una especie de caja de unas medidas específicas. Lo que cabía dentro era un celemín.

            El cobro del la maquila se producía antes de la molienda. Solía ser en el moledero y una vez vertido la fanega de grano en espuertas. El molinero cogía entonces su celemín en presencia del labrador.

            El molinero procedía luego a guardar su maquila. Lo hacía en los trojes. Éstos son unos ligeros depósito más o menos disimulados en el molino. Su abertura era una trampilla. En los molinos había dos trojes: el del trigo (encima de los últimos escalones) y el de la cebada  (situado mas abajo).

 

La portada de Madridejos
www.madridejos.net
Desarrollado por Pedro-Luís Camuñas Rosell

Hit Counter